La diligencia se realizó este miércoles pasadas las 14.30, en el pabellón 3 de la seccional local donde efectivos de la división de investigaciones efectuaron la requisa.
Según se indicó, la búsqueda está relacionada con una investigación por un hecho de amenazas cuya responsabilidad caería sobre un detenido condenado, que se encuentra alojado en esa dependencia.

En ese marco, la policía logró incautar dos teléfonos celulares, un cargador y tres chips de diferentes empresas de telefonía.

Intervino además, personal del área de criminalística.
Estuvieron presentes durante el registro, ambos jefes de la seccional.