Así lo expuso Analía Sandoval quien en diálogo con este servicio informativo describió que desde el mes de diciembre están con restricciones en el servicio y que sólo en tres oportunidades el tanque de su vivienda recibió líquido con normalidad.
Dijo que al principio los vecinos personaron que el tema tenía que ver con el llenado de las piletas por la llegada del verano, pero con el correr de las semanas nada cambió.

Incluso, Sandoval aseguró que fue hasta la cooperativa a hacer el reclamo y sólo le dijeron que se trataba de un problema por falta de presión y que “ya se iba a solucionar”.

Describió las complicaciones que tiene parta la vida diaria al falta de agua, entre ellas la imposibilidad de lavar ropa en su propia casa.

Los reclamos de los vecinos llegan constantemente a Radio Chubut y así lo ratificó Sandoval quien dijo que el año pasado se vivió una situación parecida pero no tan prolongada en el tiempo.

Dijo además que la situación no sólo se padece en el sector donde ella y su familia residen sino que también afecta a otras cuadras cercanas a su vivienda.