El Ciclón perdió por 1-0 como local ante Emelec, pero desde los 12 pasos se metió entre los ochos mejores. Lanús, el próximo rival de los conducidos por Aguirre.

Había ganado 1-0 en Ecuador y parecía que la serie estaba encaminada, pero hoy el Ciclón jugó mal, perdió por 1-0 con Emelec en condición de local y tuvo que definir en los penales, donde Nicolás Navarro fue el héroe al detener dos remates.

Osbaldo Lastra, de cabeza y a los dos minutos del complemento, marcó el único tanto de un partido en el que San Lorenzo nunca le encontró la vuelta ni siquiera cuando el rival se quedó con un hombre menos por la expulsión de Oscar Bagüi a los 18 del segundo tiempo.

Blandi, Caruzzo, Angeleri y Gudiño no fallaron en los penales. Navarro se lo atajó a Luna y Belluschi tenía la clasificación en sus pies, pero apareció el arquero Dreer. Luego, el remate de Caicedo dio en el travesaño, rebotó en Navarro y entró. Increíble. Se terminó la tanda de cinco.

A Reniero no le pesó su penal y le dejó la responsabilidad a Ramos, quien eligió la izquierda de Navarro y ahí fue el arquero del Ciclón. Sufrió y pasó. Una vez más. Ahora, lo espera Lanús.